lunes, 24 de septiembre de 2012

Las Uvas

¡Al alba, moza que me voy a vendimiar!...volveré lleno de sangre lo mismo que un capitán....¡Al alba, que está el racimo ansioso de derramar su dulce sangre!...¡A los carros entre relinchos y cantar!...Ya pisan niñas descalzas la sangría del lugar, ya por la orilla del rio, se oye a las mulas trotar. Agustín de Foxá

5 comentarios:

  1. Pilole, aprovecho este pequeño espacio con la fotografia de cuatro humildes y maravillosas uvas, para FELICITARTE. Un fuerte abrazo.

    ResponderEliminar
  2. Gracias Regatito por tu felicitación, pero no la he visto hasta hoy, he estado en el hospital con mi madre que se cayó el domingo y se rompió el femur y ahora tengo poco o nada de tiempo para dedicarle al blog. Un abrazo

    ResponderEliminar
  3. Bueno, al menos la teneis en casa. Es lo que toca. Lo peor es la edad, pues seguro está mucho tiempo encamada no?. Ten cuidado con los esfuerzos al cogerla. Cuidate mucho y un fuerte abrazo a tu madre y para tu familia.

    ResponderEliminar
  4. No, ella no está en la cama, está sentada en una silla de ruedas y para andar un andador, lo que pasa es que le duele y por eso es más complicado. Los esfuerzos son muchos, pero procuramos no hacernos daño. Gracias Regatito, un beso fuerte

    ResponderEliminar
  5. Si yo estuviera ahi.... le leería a ella lo que le gustara; con lo que me gusta a mi cuidar a una mujer mayor...son libros...son almas, son madres, amigas... y algo que pocos leen en ellas: la historia de un pueblo, sus cosas bonitas y sus narraciones cuando hablan de aquellos tiempos, y lo bonitos que son sus nietos... su nietita arquitecto... su hija buena.. ese yernito que es tan grande como un ciprés, que se dobla siempre que nos besa a las pequeñajas, esas cosas bonitas..¡Cúantas cosas hablariamos las dos.... A veces, creo que nos perdemos el leer el libro de la vida...

    Un besito.

    ResponderEliminar