miércoles, 5 de septiembre de 2012

Soldados sin rostro

Comenzamos cavando como si fuera nuestra propia tumba, pero cuando el cielo escupía fuego, nos dábamos cuenta que era un buen hogar después de todo....

No hay comentarios:

Publicar un comentario