viernes, 26 de mayo de 2017

No hay vuelta atrás

Con motivo de la visita del Papa a Fátima, echo la vista atrás y me doy cuenta de lo importante que son las fronteras entre países...aunque muchas personas dirán que estoy loca, pero no...sé lo que digo. Si leemos los periódicos portugueses, nos cuentan lo siguiente...así, someramente...¡que a saber si no ha habido mas cosas de las que cuentan¡...63 detenciones...36 Kg de drogas...46 armas...mas de 700 mil euros en dinero...¿que os parece?...pues todo eso se ha evitado gracias a la Policia Portuguesa. Ahora, pensemos e imaginemos, si no hubiera habido controles. ¿Cuantos camiones pasan a diario por nuestra frontera?....muchos, al igual que coches...¿y, alguien sabe que llevan dentro...que ocultan...transportan terroristas o atracadores...o cualquier otra cosa?. Antes, cuando las fronteras permanecían abiertas, al pasar por ellas, te pedían el carnet y los papeles del coche y mucha gente, se echaba las manos a la cabeza...¡¡¡Huuuu,,,que horror, fíjate que cosa mas grande¡...perder unos minutos de nuestro tiempo, por el bien y la seguridad de ambas partes de la raya...amén, de lo que hemos perdido los pueblos que vivíamos de ella...la prueba, evidente...Valencia de Alcántara...lo que hemos tenido y lo que tenemos ahora con la apertura de la frontera. La pena, es que no hay vuelta atrás.

No hay comentarios:

Publicar un comentario